12 diciembre 2013

Micro. Soltando lastre.



Su conciencia no podría soportarlo, le provocaría pesadillas y un lamento que probablemente no le abandonaría jamás. 

Se alegró al darse cuenta de que la conciencia ya le abandonó tiempo atrás, pero le incomodó su falta de memoria.

15 comentarios:

  1. Hola Alberto. Me gusta leerte entre otras cosas porque haces que lo difícil parezca fácil. Me ha gustado porque sin marcar claramente personajes o acciones consigues crear una historia con sentido (y de una lógica aplastante). Compañero, te deseo mucha suerte para los próximos. Diciembre se ha puesto imposible (enhorabuena Laura ;), aún así, estoy seguro que algo te sacarás de la chistera. Te leo. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por el comentario Juan Antonio. Me he alegrado mucho por lo de Laura, se lo merecia desde hace tiempo.

      Tienes razón en cuanto a lo de Diciembre, esta complicado hilar palabras con la frase de inicio de Laura, pero habrá que hacer algo para no perder la costumbre de enviar al menos un relato semana.

      Nos leemos.Un saludo.

      P.D. Te perdono lo de "Alberto" porque eres lector asiduo, que si no....:-)

      Eliminar
    2. Joder... perdón 8S .. quizás es el momento de haceros un par de confesiones. 1. No voy a ganar el premio planeta y 2.soy un despistado de tres pares de cojones. Llevo toda la tarde hablando con "Alberto" (el de la tienda de informática por unos ordenadores que va a comprar el sitio dónde trabajo) y al escribir aún lo tenía en la cabeza. Mis disculpas. Te dejo que me llames como quieras la próxima vez que postees a ver si así te puedo compensar el agravio. ;).

      Eliminar
  2. Je je qué bueno! sí, es que a veces vale más no acordarse de cosas y otras, como en este caso, sí.
    Me ha gustado Alfonso!
    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por el comentario Pulga. En este caso la predisposición del protagonista era la de olvidar y prescindir de su memoria, que ya de por si no era buena.

      Saludos.

      Eliminar
  3. Buena apuesta Alfonso, no quedaría lejos de los finalistas, pero esto está cada vez más complicado jeje.
    adelante y nos seguimos leyendo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cierto Maestro Montesinos, cada vez está mas caro llegar a una final, pero eso le da mas interés aun a la hora de escribir.

      Paso a leerte. Un saludo.

      Eliminar
  4. jajaja. Una cosa por otra. El caso es que el ser humano nunca estamos conformes con lo que tenemos... Me gusta.

    Un abrazo, Alfonso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Lo hemos estado alguna vez?

      Un saludo Amparo.

      Eliminar
  5. Hola Alfonso!!,

    el caso es que en la vida o nos falta memoria, o nos falta conciencia....pero nunca somos completos.Yo creo que perfectamente podrías haber estado en la final. Escribe con ese "quizás mañana" porque ¡aún hay tiempo!

    un besote muy agradecido por todo tu apoyo, y un abrazo que llegue hasta ti.

    Gracias también a Juan Antonio, que está lanzado a felicitarme por todos los sitios que paso. Besos a todos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡¡¡Pero bueno!!

      Si está por aquí la flamante finalista mensual del REC.

      Ayer escuché el podcast, ya que el trabajo no me permitió escucharte en directo. La final tuvo mucho nivel, pero se hizo justicia. Como ya te dije en tu blog, cuenta con mi voto para la final mensual.

      Un abrazo fuerte. Suerte en la final.

      Eliminar
  6. ¡Muy bueno, Alfonso! La falta de memoria es ideal para la ausencia de conciencia.

    Un abrazo,

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En este caso concreto si, Pedro.

      Me alegro de que estes de vuelta por estos lares. Felicidades de nuevo por tu libro.

      Saludos.

      Eliminar
  7. Esa moda de que los viejos mandatarios tengan lagunas de memoria me recuerda (qué ironía) que habrá que juzgar a alguno de ellos por algo...
    Muy bueno, Alfonso.
    JM

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fijate JM; algunos la están recuperando en forma de libros editados y a la venta.

      Un saludo.

      Eliminar