17 octubre 2016

Micro relato para REC. Caso quemado.

Cuando se prendieron las cortinas de la cocina, ya no hubo marcha atrás. El fuego se extendió rápidamente, atravesando con avidez los resquicios de los tabiques y los conductos de ventilación.


Cuando la estructura entró en colapso, la casa se desplomó en un amasijo candente de recuerdos que se desvanecerían entre cenizas, como aquellas cartas escritas en papel perfumado que no llegó a abrir, las ordenes de alejamiento, la pistola extraviada o el cadáver oculto entre las paredes del sótano, que ya no podría dar su versión de los hechos.   


4 comentarios:

  1. ¡Ah¡ Pero ¿El cadáver pensaba dar su versión de los hechos? Qué ocurrente Alfonso. Me gustó mucho.

    ResponderEliminar
  2. Myt buen relato Alfonso. Has conseguido una buena trama.
    Besicos muchos.

    ResponderEliminar
  3. Ajá. Así ni los de CSI podrán descubrir al asesino. Muy bueno lo de que no podrá dar su versión de los hechos. Muy bueno, si señor.

    ResponderEliminar
  4. El cadaver era la clave de todo, Yashira. Nani, Izaskun; gracias por pasaros cada semana.

    Un saludo.

    ResponderEliminar