13 noviembre 2012

Anuncios.... sin letra pequeña.

Estamos acostumbrados a ver mucha publicidad en la televisión, prensa y otros medios que lleva aparejada la sempiterna "letra pequeña"; siempre mas importante que el propio anuncio. 

El no tener en cuenta la susodicha "letra pequeña" puede provocar  a corto plazo contratiempos o disgustos al confiado comprador o cliente. 

Hablando de anuncios y de letra pequeña, a nadie se le escapa el anuncio realizado por la mayoría de los bancos aludiendo a la paralización indefinida de los desahucios. A primera vista, todos nos alegramos de esta medida, que alivia una sangría que comenzó con el arranque de la crisis, originada en gran medida por la nefasta gestión de los bancos en la concesión de hipotecas. 


Hasta ahí en principio todo bien; el problema es que si se rasca un poco mas en la información en seguida salta la disimulada "letra pequeña"

La letra pequeña del anuncio escondía que la paralización total  indefinida de los desahucios no es real, sino selectiva, ya que solo se esta dando en casos de extrema gravedad o muy graves.


En principio se desconoce el criterio de los bancos para adjudicar un caso u otro la categoría de muy grave o grave, pero conociéndolos no creo que sean muy ecuánimes en la valoración.

Todo ello además a la espera de que las reuniones entre los dos grandes partidos puedan dar como fruto algún tipo de acuerdo para frenar la sangría de los desahucios. En este caso también se le dio demasiada publicidad a la propuesta de reunión pero al final la realidad se impone y los dos partidos no se ponen de acuerdo ni para algo de "extrema gravedad"


No hay comentarios:

Publicar un comentario